martes, 31 de mayo de 2016

La posibilidad de Mundos Paralelos

La posibilidad de Mundos Paralelos


En varias ocasiones hemos abordado en esta La pasión cultural temas que procuran explicar el verdadero origen de nuestro planeta y, siendo un tanto más pretenciosos, del gran universo. 

En ese sentido hemos escrito sobre la SingularidadCurvatura del espacio por la cual se habría originado nuestro particular universo. También hemos aclarado que Big Bang no se trata de una repentina explosión del universo, sino de una evolución que duró millones de años en completarse. El término Big Bang fue una broma de un científico inglés, tratando de ridiculizar a los que creían que el universo se habría formado por algún fenómeno inmediato. También hemos celebrado el descubrimiento de nuevas partículas del átomo, entre estas la llamada Partícula de Dios, que sería el punto exacto donde comenzó efectivamente la vida. Algunas veces, también, les hemos hablado sobre los Agujeros Negros. ¿Recuerdan? Repasemos un poco sobre ellos:

Un Agujero Negro es una masiva estrella muerta, cuya gravedad es tan intensa que ni siquiera la luz puede escaparse. De ahí su nombre. Toda la materia que entra en un Agujero Negro pasa a un inmenso espiral en el cual, según se pensaba hasta ahora, se desvanecía absolutamente todo. En palabras simples: se trata de una perfecta destrucción. Por él habrían pasado hasta galaxias completas. 

Sin embargo, algunas de las tantas teorías científicas que conocemos desde nuestra épocas de estudiantes, nos plantean que no hay manera de destruir realmente la materia. Que, por el contrario, esta pasa a otra forma de materia. 

Pero también sabemos que existe la antimateria. Esta es una oposición constante a la materia misma. Casi podríamos pensar que la materia tiene su propia lucha interior.

Pues ahora resulta que los científicos, que han descubierto ya Agujeros Negros trabajando, también creen haber descubierto que, ciertamente, la materia que entra a la vorágine de un Agujero Negro no se destruye exactamente. Sino que, como pasando por un cósmico reloj de arena, sale por una especie de cuello de botella incandescente y forma del otro lado un Universo Paralelo. ¿Me siguen?

Michio Kaku escribió: “Para resolver esta compleja cuestión, los físicos están abriendo uno de los capítulos más extraños y tentadores de la física moderna. Ellos tienen que navegar por un campo minado de teorías potencialmente explosivas, como la posibilidad de "agujeros de gusano", "agujeros blancos", “máquinas del tiempo” y hasta una “décima dimensión”. (?)

Para muchos la primera novedosa descripción de un Agujero Negro en rotación fue dado por el matemático neozelandés Roy Kerr, partiendo de postulados de Einstein sobre la gravedad. Kerr mostró que un Agujero Negro en rotación podría colapsar, no en un punto, sino en un anillo de fuego. “Debido a que el anillo gira rápidamente, las fuerzas centrífugas podrían evitar que se colapse.” 

Empero, volvamos a Michio Kaku: “Sorprendentemente, una sonda espacial disparada directamente a través del anillo no sería aplastada, sino que en realidad podría surgir sin rasguños en el otro lado del puente de Einstein-Rosen, en un universo paralelo”.

No obstante, probablemente es el genio británico Sttephen Hawkin quien más radicalmente ha aportado sobre el tema, brindándonos a todos una esperanzadora eternidad: "Si caes en un agujero negro, no te rindas", ha dicho Hawking, revolucionando nuevamente el mundo de la ciencia con una nueva teoría que afirma que se puede acceder a otros universos a través de un Agujero Negro

Este científico indicó que los humanos no desaparecerían al caer en el Agujero Negro, sino que permanecerían como en un holograma en el borde o "caerían en otro lugar".

Agujero Negro: la puerta para llegar a otros universos

Para explicarlo, Hawking asegura que según su teoría de los años 70, conocida como "radiación Hawking" (tipo de radiación producida en el horizonte de sucesos de un agujero negro y debida a efectos de tipo cuántico), la información que saldría de un Agujero Negro contendría estos datos, aunque en la práctica serían inservibles. Originalmente, Hawking había dicho que esta radiación no acarreaba información desde el interior del Agujero Negro hacia afuera; pero cambió de opinión: "Los agujeros negros no son tan negros como los pintan. No son las cárceles eternas que pensábamos que eran. Si entramos en uno de ellos, probablemente salgamos en un Universo paralelo". (!)

Otros científicos están, como citamos en una párrafo anterior, planteando la existencia de hasta una décima dimensión. Y se cree que miles de pulsaciones y explosiones cuyas causas no hemos logrado aún descifrar, podrían tratarse de señales que nos han estado enviando seres inteligentes desde el Universo Padre. Un Yo (o Tú) mismo tratando de comunicarse con el Yo (o Tú) que vive en este lado del tiempo.

Viajeros en el tiempo:


Hemos fantaseado tanto con la posibilidad de viajar en el tiempo y nunca nos dimos cuenta que, quizás, hemos sido eternos viajeros en las alas de Cronos. Si tengo razón, esto explicaría chispazos humanos hasta ahora no perfectamente comprendidos, como "escapes" que han tenido ciertas mentes humanas. 
El nacimiento de la escritura fenicia, la creación de la escritura egipcia, señales físicas que a través del tiempo hemos estado graficando sobre la tierra, nuestro afán por imaginar dioses y seres superiores y otros asombrosos descubrimientos o reflexiones... ¿son sólo reflejos de algún difuso y muy lejano pasado o ecos de mensajes y mensajeros? Lo mejor que podemos hacer por el momento, es seguir escuchando y viendo al universo.

Algunas veces no logro evitar al “científico” que me habita. Pero siempre (¡siempre!) regreso a mi verdadero origen. Él está sobre el escenario. Pero... ¿acaso no es el Teatro el mejor símil de dos mundos paralelos?

¡Telón! 

lunes, 23 de mayo de 2016

Hombre soy; nada humano me es ajeno

"Homo sum, humani nihil a me alienum puto" es un proverbio latino que significa "Hombre soy; nada humano me es ajeno". Esta frase corresponde al personaje Cremes de la comedia de Publio Terencio "El enemigo de sí mismo". 

La frase expresa cierta aceptación humilde de lo imperfecto que solemos ser. Pero, algunas veces nos sirve para comprender la naturaleza de los demás que nos rodean. Ellos también son humanos y no podemos pedirles la perfección.

No obstante, algunas veces, a pesar de mis intentos de aceptar la condición "humana" de mi conglomerado, este no cesa de asombrarme. Uno supone que hay figuras tan impolutas que no deberíamos tocarlas con nuestras retamas interiores. Sería yo incapaz de insultar, siquiera ligeramente, figuras como las de Buda, Jesús, Ghandi; entre muchos otros. No importa si estoy de acuerdo o no con sus principios.

Algunas veces leo y escucho irreverencias inaceptables sobre figuras de este calibre. De nuestro mismo patricio Juan Pablo Duarte he escuchado groserías que logran irritarme. De Duarte hemos sido capaces hasta de falsificar fotografías e historias. Y no crean que sólo los patanes lo han hecho. Una de las primeras pinturas autorizadas del patricio corresponde a un noble holandés. ¿Necesitaba Duarte algo así? A la figura de J. P. D. uno de los que más daño le hizo fue Joaquín Balaguer. Lo distorsionó tanto que nos lo convirtió en etéreo.


Empiezo por los grandes para concluir en nosotros los pequeños, los cotidianos y simples. Las figuras públicas estamos a expensas de cualquiera inquina. Pero hasta hace unos años, digamos que todo ese descrédito se quedaba en ámbitos más o menos reducidos.

Juzgo que las Redes Sociales son buenas herramientas, cuando las usamos adecuadamente. Pero igual resultan herramientas infernales cuando estas sirven a nuestras cavernas interiores.

Por eso recomiendo que, al levantarnos con el alma retorcida, antes de repartir el veneno cultivado en habitaciones interiores, recordemos que también nos han dado la Razón para pensar y meditar. Si no estamos seguros de comprobar los hechos, no seamos tan ligeros al imputar a alguien. Detrás de todos a los que insultamos y desacreditamos hay hijos, padres, hermanos, esposas, esposos y amigos... parecidos a los tuyos.

¿Qué? ¿Saldrás ahora a insultarme porque te he dado un pequeño pellizco en las orejas?

Antes que lo hagas te impediría entrar. Simplemente tendría que tirar el... ¡Telón!

domingo, 22 de mayo de 2016

Núñez de Cáceres: sensor teatral

Núñez de Cáceres: Sensor Teatral



Ustedes saben que tengo años investigando sobre la actividad teatral de Juan Pablo Duarte y sus febreristas, antes de que iniciaran la lucha armada que concluiría con la Independencia Nacional. En ese sentido he aportado datos desconocidos en el país sobre los actores foráneos que participaron en las representaciones de las obras escogidas por Duarte para crear el sentimiento nacionalista entre los habitantes de de nuestro territorio de entonces (somos el único país del mundo cuya independencia definitiva parte de los escenarios teatrales). 

En este tenor descubrí quiénes eran realmente los actores internacionales Cecilia Baranis y José Ferrer (venezolanos). Ellos iniciaron la actividad teatral profesional entre nosotros. Más, estoy convencido de que el verdadero director de las obras representadas por los febreristas, fue el experimentado director teatral José Ferrer. (http://lapasioncultural.blogspot.com/2013/07/actores-venezolanos-en-nuestra.html)

Para mis investigaciones y algunos de mis descubrimientos (publicados aquí, en Barcelona y en Venezuela) he encontrado la entusiasta ayuda del investigador y teatrero venezolano Oscar Acosta. No es extraño esta colaboración de parte de un venezolano. Siempre ha existido entre Venezuela y la República Dominicana correspondencias históricas determinantes.

Sabemos que la Independencia nuestra es proclamada, primero, por José Núñez de Cáceres, el 30 de noviembre de 1821. Se le llamó la INDEPENDENCIA EFÍMERA, porque Núñez de Cáceres fue obligado por los haitianos a dejar el poder apenas un año luego de haberlo obtenido. Pero él tiene la gloria de haber sido el primero en proclamar nuestra independencia.

Pues ocurre, que Núñez de Cáceres, igual que Duarte, trabajó en Caracas. ¿En qué? ¡Como Sensor Oficial de Teatro! Dato que no aparece en ninguna de sus biografías o es citado por historiador nacional alguno.

¿Sería su experiencia teatral tomada en cuenta por los febreristas de Duarte?

Si conectamos esto con algo que también ha descubierto Oscar Acosta, de que la Baranis y José Ferrer aparecen, a finales del año 1823, haciendo teatro en Cuba (¡al lado nuestro!), hay serias posibilidades de esto tenga asidero.

Muchos pensarán que tengo cierta obsesión con nuestro pasado histórico. Si los teatreros no sabemos de dónde venimos, siempre nos sentiremos incompletos. Para un hombre de teatro es imperativo la fe y el sentido de la verdad.

Regresaré con mayores datos; pero mientras eso ocurre... 

¡Telón!

miércoles, 18 de mayo de 2016

EL LENGUAJE DEL BUEN DECIR

EL LENGUAJE DEL BUEN DECIR



Regularmente hay jóvenes con quienes me encuentro en disímiles lugares, que procuran consultarme sobre "cómo escribir una pieza teatral" y, algunas veces, otras obras literarias. Lo primero que siempre aclaro es que escribir no se estudia, aunque hay que estudiar mucho para hacerlo. Empero, la herramienta más importante para un escritor es la Palabra. Como lo es el escalpelo para un cirujano, el pincel para un pintor y la diatriba para un chismoso. Por supuesto, dejamos por sentado que entre todos los antes citados, existe el Atributo.

Incesantes batallas libra un escritor, durante todo su vida, tratando de dominar la Lengua en la cual escribe. ¡Se lo juro! Les adelanto que no es algo fácil dominar nuestra compleja Lengua. Probablemente nunca lleguemos a hacerlo completamente. Pero tenemos, sin pausar, que estar investigando sobre los enrevesados recovecos de la Palabra. En mi caso, nunca paro.

Sobre todo a los jóvenes interesados en escribir, me voy a permitir recomendar un excelente libro por donde comenzar: se trata de EL LENGUAJE DEL BUEN DECIR (de Bruno Rosario Candelier, Presidente de la Academia Dominicana de la Lengua).

Una gran cantidad de libros sobre el tema que nos ocupa, resultan complicados para el lector no experto. No es el caso del libro que cito de Rosario Candelier. Es un joya para escritores jóvenes... y para quienes no lo somos tanto... también.

EL LENGUAJE DEL BUEN DECIR es un libro didáctico, ameno y de fácil lectura. Debe estar siempre en nuestros escritorios durante el día y al caer este, en nuestras mesitas de noche. Aprenderán mucho y no se van a aburrir ni un poquito. Estoy pensando hasta convertirlo en almohada.

En un encuentro con Vargas Llosa le escuché decir que la castración del Lenguaje determinará la castración mental. Por eso era tan importante no perder la batalla que se libra, precisamente, en las Redes Sociales, en las cuales castramos tanto la palabra escrita. Generalmente hablamos y escribimos muy parecido a como pensamos.

Por supuesto, los escritores jamás estaremos absolutamente a salvo de traductores y editores. Ja.

"Adjetivo es la palabra que describe una cualidad propia del objeto. Epíteto es la palabra que describe una cualidad que el hablante le atribuye a la cosa." (El lenguaje del buen decir)
"No es correcto decir miembra aplicado a una mujer, sino miembro, por esta razón: la palabra miembro alude a categoría, instancia o estamento de una entidad sin alusión al género, como otras tantas palabras de la lengua española. Es el caso, por ejemplo, de la palabra poeta y la palabra soprano (válidas para hombre y para mujer), entre otras." (El lenguaje del buen decir)

Advierto: un día de esto citaré a un amigo al Boga-Boga con el cual discutí, hace más de una año, sobre la categoría del ensayo. En el libro de Bruno, se precisa muy bien la diferencia entre el Ensayo Científico, el Ensayo Filosófico y el Ensayo Literario. No es lo mismo, ni es igual. Dicho ha sido.

¡Telón!

viernes, 6 de mayo de 2016

El arroz prohibido

El Arroz prohibido



Hace unos días mi hija Fiora me llamó para pedirme que en el almuerzo, que tradicionalmente preparo cada fin de semana, cocinara el Chop Suey tradicional. La cocina oriental, infinitamente variada, es muy saludable. Una buena cantidad de sus platos ayudan a nuestras luchas contra enfermedades de los riñones, el hígado, el corazón, etc. 

Procurando complacer a Fiora encaminé mis pasos hacia el Barrio Chino de Santo Domingo.

Generalmente cuando este artista y escritor cocina, trata de procurar los elementos originales de las distintas recetas. Quienes suelen acompañarme en mis aventuras en la cocina, saben que soy un investigador obsesivo de la cultura culinaria de cada país. Amigos y familiares me han escuchado quejarme, para ilustrar con el ejemplo,  por los disparates culinarios que hacemos muchos aquí al tratar de cocinar la Ensaladilla Olivier (ensalada rusa), cuyos muchos de sus ingredientes son desconocidos por una alarmante mayoría; y su salsa de origen no tenía que ver con la Mayonesa (que deriva de la que encontraron las tropas de Richelieu cuando atacaron el Fuerte de San Felipe de Mahón en Menorca, España), a la que hemos tenido que recurrir por haberse perdido la receta secreta, la original, de Lucien Olivier (su celoso creador).

Pero regresando al tema que he propuesto en esta entrega, les cuento que en mis andares por el Barrio Chino en cuestión, me he encontrado esta vez con el Arroz Negro de la China, también conocido como Arroz prohibido o Arroz Venere.

Prohibido, porque esta variedad de arroz estaba destinada para el uso exclusivo de los emperadores chinos. Cuando este era encontrado en posesión de personas no autorizadas, les era arrebatado. En algunos casos los castigos podían conducir hasta la muerte.

Sin embargo, al pasar el tiempo, la Revolución China fue, muy lentamente, permitiendo el cultivo y la comercialización de este misterioso, medicinal y sabroso arroz oriental; cuya forma de cocinar requiere de cierta especialización. Se aconseja, siempre y cuando se tenga tiempo, hasta dejarlo reposar en agua una noche entera y cocinar con mucho más agua que los arroces tradicionales.

No obstante, lo que juzgo importante ahora es hablarles de las propiedades del famoso Arroz prohibido.

Transcribo algunos fragmentos de artículos que he leído de este muy provechoso Arroz negro; haciendo la advertencia que no se trata del llamado Arroz salvaje. No. Este no es exactamente un arroz, aunque así es llamado.
El arroz negro podría ser una alternativa más barata para conseguir las propiedades antioxidantes que se atribuyen a frutas, como los arándanos o las moras, según un grupo de investigadores de la Universidad Estatal de Louisiana, en Baton Rouge (Estados Unidos).   
El arroz negro chino es más antioxidante que las moras o los arándanos.
Este descubrimiento, presentado en el 240 Encuentro Nacional de la Sociedad Química, que se celebra en Boston, revela que el arroz negro es rico en antocianinas antioxidantes, sustancias que se han mostrado como promesas en la lucha contra las enfermedades cardíacas o el cáncer, entre otras patologías.
El equipo de investigadores dirigido por Zhimin Xu, profesor del Departamento de Ciencia Alimentaria del Centro de Agricultura de la Universidad Estatal de Louisiana, analizó muestras de salvado de arroz negro de una plantación del sur de Estados Unidos. Descubrió que los antioxidantes lípido solubles del salvado de arroz negro poseían mayores niveles de antocianinas antioxidantes, que son antioxidantes solubles en agua. Así, el arroz negro podría ser incluso más saludable que el marrón.
Asimismo, demostraron que los pigmentos del extracto de salvado de arroz negro podían producir una variedad de colores diferentes, que iban desde el rosa al negro, y proporcionar una alternativa más saludable que los colorantes artificiales que se añaden a los alimentos y las bebidas y que, según diversos estudios, podrían estar vinculados a problemas de salud como el cáncer o las conductas problemáticas en la infancia, entre otros.
Procuren —¡Ya!— el Arroz prohibido. Mientras, dado que voy a cocinar y no deseo que conozcan algunos de mis secretos, voy a tirar el...

¡Telón!